NC Department of Health and Human Services skip navigation
BOLETÍN DE PRENSA

Contacto: Gloria Sánchez
919-733-9190

Fecha: Junio 6, 2008

Los Carros Calientes y Los Niños…Una Combinación Mortal


***Gloria Sánchez-Vocera de Asuntos Latinos con el Departamento de Salud y Servicios Humanos, está disponible para entrevistas telefónicas pre-grabadas o en vivo/en directo en español acerca de esta información. ***

RALEIGH—La temporada de calor ya está aquí. Y durante esta temporada, muchas personas le sacarán provecho a los días soleados para pasarlos afuera, al igual que para hacer más ejercicio y beneficiar su salud. Pero esta temporada también tiene mayores riesgos para los niños. Con este peligro presente, las autoridades de salud alertan a los padres y otras personas que cuidan niños que no los desatiendan y los dejen en los carros.

“La muerte de un niño en un carro caliente es una tragedia que no debe suceder”” dijo la Dra. Leah Devlin, Directora de Salud Estatal. “La temperatura dentro de un vehículo puede subir muy rápidamente, y un niño desatendido en un automóvil corre alto riesgo de fallecer debido al calor. Nunca nadie debe dejar a un niño en un carro estacionado, ni tan siquiera por unos cuantos minutos.”

 Durante un día soleado, aún con temperaturas frescas de sólo 60 grados Fahrenheit (15 grados centígrados), un automóvil cerrado puede calentarse a un nivel peligroso en cuestión de minutos. Durante los meses del verano, la temperatura dentro de un vehículo puede ascender a más de 120 grados Fahrenheit en tan sólo 10 minutos. El sol directo y los carros de color oscuro pueden acelerar este proceso.

El agotamiento por calor extremo puede ocurrir a temperaturas más allá de los 90 grados Fahrenheit (32 grados centígrados). La insolación puede ocurrir cuando la temperatura sube más allá de los 105 grados Fahrenheit ó 41 grados centígrados. Si la persona no es atendida inmediatamente, el agotamiento por calor extremo puede resultar en insolación.

Desde 1999, 13 niños han muerto en Carolina del Norte luego de haber sido dejados encerrados en carros por sus padres o cuidadores.
    
Toda persona que cuida niños debe observar las siguientes recomendaciones para evitar una tragedia:

  • Nunca deje a un niño en un carro desatendido, ni siquiera con las ventanas abiertas.
  • Asegúrese que todos los niños se hayan bajado del carro cuando llegue a su destino. No olvide a los recién nacidos que estén durmiendo en la parte de atrás.
  • Revise la temperatura del asiento infantil de seguridad—la superficie y hebilla—antes de colocar a su niño.
  • Asegúrese de cerrar con seguro todo vehículo que no esté en uso. Así los niños no entrarán y accidentalmente puedan quedar atrapados en estos vehículos

 

 

Public Affairs Office
101 Blair Drive, Raleigh, NC 27603
(919)733-9190
FAX (919)733-7447

Todos Noticias
Mark Van Sciver
Interim Director